Cómo cuidar el césped en invierno

Conoce las claves sobre cómo cuidar el césped en invierno. ¡Te contamos todo lo que debes saber!

El mantenimiento regular del césped es primordial si queremos mantenerlo con una apariencia fresca, verde y natural. Y, como es lógico, hay épocas en las que debemos llevar más cuidado. Una de ellas es el invierno y los meses de frío. Con las fuertes bajadas de temperatura, nuestro césped puede requerir de diferentes y más especiales cuidados.

El problema principal cuando llegan estas fechas es que nos acabamos olvidando de él. Y aunque en épocas de frío el crecimiento y actividad del césped disminuye, no es motivo por el que dejarlo completamente de lado.

Si quieres saber cómo llevar a cabo su mantenimiento para que siga perfecto para cuando llegue la primavera, ¡sigue esta serie de consejos sobre cómo cuidar el césped en invierno!

cuidados-del-cesped

Trucos sobre cómo cuidar el césped en invierno

La altura del césped

Es importante tener en cuenta una serie de consejos sobre el corte de nuestro césped. Debemos comenzar sabiendo que, dependiendo de las temperaturas, las siegas deben ralentizarse o incluso pararse. Por ejemplo, jamás debemos cortar el césped con heladas, pues pueden terminar dañando las puntas por deshidratación.

Igualmente, es recomendable aumentar la altura de corte a 5 centímetros aproximadamente (dependiendo de la especie). Con esta altura conseguimos que gane en fortaleza para enfrentarse a las diferentes condiciones temporales, así como a la menor insolación y a las bajas temperaturas.

Mantenerlo limpio

Es clave mantener nuestro césped limpio de hojas, palos u otro tipo de desechos que puedan entorpecer el paso de luz o que puedan descomponerse. Si no lo hacemos puede provocar que acabe pudriéndose y muera, o provocando la aparición de hongos.

Riego

A la hora de saber cómo cuidar el césped en invierno, es necesario recordar que el número de veces que reguemos debe ser mucho menor. La lluvia o la nieve ya se encargarán de mantener la zona húmeda. Si nosotros seguimos regando con la misma regularidad que en verano, por ejemplo, podemos acabar sobrehidratándolo. Si vives en una zona en la que no llueve con regularidad, puedes probar a regarlo una vez por semana. Además, aprovecha las horas centrales del día para hacerlo, así el sol nos ayudará a eliminar los excesos de agua.

ventajas-aspersores-riego-cesped

Evitar pisadas

Como ya sabemos, el invierno es la época en la que nuestro césped, por norma general, tendrá una humedad constante mucho mayor. Por eso es recomendable evitar un pisoteo excesivo de su superficie, en especial de aquellos que sean muy arenosos. ¿El motivo? El césped puede acabar compactado contra el barro y, al no secarse en poco tiempo, puede acabar dañado.

Aparición de musgo

Uno de los puntos más comunes en estas fechas es la aparición de musgo. Esto es provocado por la mayor humedad permanente, así como por la baja insolación. Si queremos evitar que el musgo se propague y termine dando lugar a zonas despobladas de césped, es importante acabar con él lo antes posible. Para ello utiliza un musguicida eficaz, con hierro y azufre. Estos dos elementos serán primordiales para mantener tu césped sano.

plagas-y-enfermedades-del-cesped

Esperamos que este artículo te haya servido para conocer las claves sobre cómo cuidar el césped artificial. En Rimesa somos expertos en la instalación de sistemas de riego, así como en el diseño y proyecto de jardines. Además, ponemos a tu disposición la mejor maquinaria y productos de jardinería para que puedas mantener tú mismo tu césped a punto. Y si quieres seguir descubriendo más sobre el mundo de la jardinería y el cuidado, ¡no dudes en continuar visitando nuestro blog!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú